El agua en España: lluvia y reservas hídricas

La preocupación por el agua durante los últimos meses en la agricultura ha venido dada por las grandes variaciones de lluvias y reservas hídricas que hemos experimentado en primavera.

Estado de las Lluvias en España

Las lluvias en España han aumentado considerablemente en la recta final de una primavera que estaba despertando muchos temores de sequías en las cosechas, en especial las de cereales.

Las lluvias en primavera de 2017

La falta de lluvia hasta el mes de mayo comenzó a suponer una amenaza para la campaña de los cereales. De la misma manera, aumentaban los gastos para las cabañas de las ganaderías extensivas y algunas explotaciones de vacuno. Si no llovía a corto plazo, los daños podían ser tremendos.

Cabe recordar que la campaña pasada de invierno marcó un dato histórico con más de 19 toneladas de producción. En la mitad sur de la Península, ha llovido más y su periodo de siembras adelantadas favorecido a la situación de sus cultivos, pese a que la falta de agua también ha hecho mella en las cosechas los últimos meses. En Castilla-La Mancha y Aragón, los cultivos también han sufrido, pero quizá Castilla y León sea la que ha alcanzado la situación más crítica.

Sin embargo, en las últimas semanas ha habido un notable incremento de las precipitaciones, llegando incluso a granizar en algunas provincias como Valencia y dejando en alerta naranja a otras como Teruel, Zaragoza y Tarragona. Así, este último empujón ha mejorado la situación de escasez de lluvias que preocupaba hace un par de meses, lo que no significa que se haya paliado completamente.

Previsión de lluvias en verano de 2017

La predicción de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) no estima diferencias notables de precipitaciones de lo habitual en verano, calculando un 33% de probabilidad de lluvia para el trimestre. El verano pasado fue muy seco, con una precipitación media de 36 litros por metro cuadrado. No se alcanzaban unas cifras tan bajas desde 1994.

No obstante, este verano no hay previsión de unas cifras de esta índole, sino de un reparto equitativo de los escenarios húmedo, normal y seco.

Reservas hídricas en España

En el mes de abril, los embalses se colocaban 10 puntos por debajo de la media de la década y creó situaciones críticas en algunas zonas, como la del Tajo.

Los últimos meses de las reservas hídricas

Los informes de abril del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y medio Ambiente situaban las reservas de las 16 cuencas de España en el 59,4% de su capacidad. Los pantanos del Guadalquivir y las presas de los ríos Duero y Tajo daban los datos más alarmantes del informe.

En el caso de la sequía del Duero se han llegado a estudiar restricciones de agua, pues se consideró crítica su situación, pudiendo afectar incluso al abastecimiento de Palencia o Valladolid.

Mientras tanto, son cuatro cuencas las que mejoran sus valores respecto al 2016 en Huelva, Internas de Cataluña, Cantábrico Oriental y Cuenca Mediterránea Andaluza.

Sin embargo, las precipitaciones a finales de mayo y principios de junio han favorecido a una mejora de estos datos, aunque no por ello alcanza los valores deseados.

Las reservas hídricas en verano

Ya se están planeando medidas para controlar las situaciones más críticas como las del Duero y el Tajo. Desde campañas para ahorrar agua hasta posibles restricciones de la misma podrían ser reales los próximos meses. Todo dependerá de las lluvias y los próximos informes.

Deja un comentario