Tractores autónomos: Cuestión de presente

Los tractores autónomos de uso asistido llevan con nosotros muchos años y ya son habituales en muchas empresas agrícolas. Hasta ahora, los tractores podían actuar sin la influencia del agricultor en la dirección, pero este debía acompañar en todo momento al tractor para solucionar los múltiples problemas que pueden surgir y asistir la dirección en determinados casos. Sin embargo, parece que esto no seguirá así por mucho tiempo ya que ya se han desarrollado modelos de tractor totalmente autónomos, que pueden trabajar con total autonomía durante 24 horas siendo controlados desde la distancia gracias a sus importantes avances tecnológicos.

La llegada del primer tractor autónomo a Europa

El primer tractor autónomo llegó desembarcó en Europa hace aproximadamente un año. El modelo fue denominado Case IH Magnum Concept incorporando la última tecnología de Case IH que nos permite optimizar al máximo el rendimiento de nuestros cultivos.

Ventajas de este nuevo tractor autónomo

Esta nueva tecnología supone, entre otras ventajas, mejoras en la medición del rendimiento de nuestras explotaciones en sus diferentes áreas, lo que nos aporta información para ajustar las cantidades de fertilizantes o semillas empleadas.

Otra de las ventajas evidentes que podemos apreciar en este nuevo tractor autónomo es que no necesita de un conductor que lo maneje, ya que su dirección puede ser dirigida a distancia mediante un avanzado sistema GPS e incluso de forma automática, lo que se traduce en ahorros en los costes como gasoil, fertilizantes y semillas.

Seguridad en la conducción del tractor autónomo

El principal factor que favorece la rápida llegada y la expansión del tractor autónomo es que su uso no necesita de tantos avances en materia de seguridad como cualquier otro tipo de vehículo autónomo (coches, autobuses, motocicletas, camiones…), ya que actúan en grandes espacios en los que apenas hay obstáculos imprevistos, no existen peatones ni otros vehículos, salvo cuando actúen otros tractores al mismo tiempo.

Para lidiar con obstáculos como estos, los nuevos tractores autónomos cuentan con diferentes cámaras, un avanzado sistema de navegación por GPS, radares LIDAR que realizan la función de sensores y comunicación V2V para la coordinación con otros tractores que compartan área de explotación.

¿Hacia dónde evolucionará el tractor autónomo de ahora en adelante?

En la actualidad se continúa trabajando en avances que permitan lograr mejoras a nivel de productividad, software y hardware, así como en detectar adversidades que puedan surgir en el funcionamiento durante su uso.

Todavía queda un largo camino por delante para que se normalice el uso de este tipo de maquinaria autónoma en la mayoría de los campos, pero mientras tanto podemos decir que la llegada del tractor autónomo es ya una realidad.

Deja un comentario