Siembra del Maíz ¿Lo sabes todo?

Todo lo que hay que saber sobre la siembra de maíz

¿Cuándo fueron las primeras plantaciones de maíz?

Las primeras plantaciones de maíz fueron encontradas en los pueblos indígenas asentados en México. Con la conquista, este interesante producto llegó a Europa y hoy en día es el cereal más producido a nivel mundial, superando al tradicional arroz.

Condiciones idóneas para sembrar el maíz

Se sabe que el maíz necesita de buenas condiciones para su correcta siembra y cosecha. Su plantación responde muy bien a las zonas en donde hay periodos largos de sol y lluvia que se superponen entre sí.
Las fechas ideales para sembrar el maíz, en función del tipo de terreno, climatología de la zona, etc., están entre marzo y junio.

Saber preparar la tierra según cada ciclo climático es vital para que la cosecha tenga éxito. Durante la sequía se prepara un terreno que permita que el agua se filtre de forma adecuada. Además, un poco de estiércol y vitaminas siempre serán de gran ayuda.

El suelo debe tener las condiciones adecuadas y hay que saber utilizar el clima a favor de la plantación. Hay que recordar que el terreno no debería estar muy ácido.

Distintas variedades de plantas de maíz

Existen más de 50 especies de plantas del maíz en México y América Central, que es su zona de origen. Hay una amplia variedad en este tipo de plantación, que puede verse reflejada en el color del grano, su textura y composición interna.

Básicamente, este cereal puede clasificarse en: amarillo o blanco duro, amarillo dentado, harinoso, ceroso, dulce, de mazorca verde, y el mejorado con proteínas de alta calidad. Este último es el resultado de procesos de intervención genética realizados por el hombre.

Maquinarias y herramientas para el cultivo

Para aquellos profesionales con muchas hectáreas de tierra, existen máquinas sembradoras que permiten colocar hileras de semillas en terrenos de gran extensión. También hay verdaderos especialistas, sembradores artesanales, que son muy útiles para superficies más controlables.

En todos los casos, es fundamental contar con herramientas para el arado y procesamiento de rastrojos. Los propietarios de grandes siembras de maíz utilizan molinos industriales para levantar y moler estos restos compuestos por tallos y hojas residuales.

También se necesita un buen sistema de regado, que debe utilizarse de forma continua y con mucha disciplina. Este cereal requiere de labores de riego que son algo diferentes, antes y después de la germinación.

Seleccionando la mejor semilla de maíz

Como sucede en otros cultivos, la calidad y su rendimiento futuro van a depender, en gran medida, de la semilla que se seleccione.

El inicio del cultivo serán los granos secos de maíz que desprende la mazorca. La misma tendrá que ser sana y grande. Lo recomendable es tomar para semilla los granos ubicados hacia la parte central, ya que estos serán los mejores.
Tras la germinación de la planta, podemos fijar un periodo para la obtención del fruto de aproximadamente cuatro meses.

Trucos a tener en cuenta

Una parte fundamental de todo el proceso es la polinización. Hay quien siembra el maíz en hileras, pero lo mejor es hacerlo con el sistema de bloques, dejando un espacio de separación entre plantas de unos 35 cm.

También es importante que las raíces tengan una buena densidad y profundidad, para que la plantación se beneficie de los nutrientes naturales de la tierra.

Lo siguiente será tener mucho cuidado con las plagas, para obtener un maíz entero y con calidad, además de una buena productividad.

¿Conoces algo que no se haya mencionado? Escríbelo

2 Comments

  1. […] post anteriores hablamos sobre la siembra del maíz, pero hoy nos gustaría ir mas […]

  2. […] en ocasiones anteriores escribimos sobre la siembra del maíz y todo lo que se ha de saber sobre las plantas del maíz. En este caso es el turno de explicar […]

Deja un comentario